El sueño como mecanismo reparador

El sueño como mecanismo reparador

Muchas veces habréis escuchado que si dormís mucho estáis perdiendo parte de vuestra vida o frases como “una tercera parte de nuestra vida nos la pasamos durmiendo”.

Mi respuesta es: no perdéis nada, vuestro cuerpo se repara y es una parte vital de nuestra vida.

Hay que decir que la hormona del crecimiento o  “Grow factor”, mayormente se activa en las fases del sueño y esta nos ayudará reparar nuestro tejido nervioso-conectivo.

Otro de los mitos que habréis escuchado: “no duermas tanto porque el sueño no se recupera”. Mi respuesta: Es mentira, el sueño es reparador y si se recupera. Cuando dormimos generamos un neurotransmisor llamado adenosina y al igual que otros neurotransmisores se almacenan.

Si un día salimos de fiesta y estamos más cansados o nos a tocado el turno de guardia nocturno en el trabajo; nuestro vaso estará a medio llenar de adenosina. Un buen día de sueño nos servirá para recargar este vaso y recuperar este factor de bienestar y volver a ver el vaso lleno.

La Adenosina tendrá una importante función en la obtención de nuestra hormona de la energía, la ATP.

Una vez introducidos estos conceptos no será extraño hablar que una mal estado del sueño nos haga sentir más cansados y puedan aparecer enfermedades como FIBROMIALGIA, FATIGA CRÓNICA. Así como también sean más difíciles de recuperar lesiones musculares y tendinosas ya que no reciben una correcta regeneración.

Es por esto que actualmente organizaciones como NESA WORLD, utilizan tratamientos de neuromodulación central para mejorar el estado del sueño y tratar patologías crónicas, mejorar el rendimiento deportivo en atletas de élite y otros.

Terapeuta: Albert Espriu

Osteópata y especialista en Psiconeuroinmunología Clínica



Abrir chat
Hola,
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by